Fandom

Avatar Wiki

Historia de Korra (171 DG - Convergencia Armónica)

1.699páginas en
el wiki}}
Crear una página
Discusión0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Más sobre Korra
Artículo principal Korra
Historia
Libro Uno: Aire (153 DG - 170 DG)

Libro Dos: Espíritus (171 DG - Convergencia Armónica)
Libro Tres: Cambio (Finales del 171 DG)
Libro Cuatro: Balance (174 DG)

Relaciones
Relaciones de Korra

Después de la Revolución Anti-Control, Korra utiliza ampliamente su Energía Control para restaurar el control de las víctimas de Amon. Ahora, habiendo aprendido los cuatro elementos y alcanzó estatus como Avatar , Korra tendra que volverse aprendiz de su tío para saber todos sobre los espíritus.

Volviendo a casa Editar

Seis meses después de derrotar a Amon y el dominar el Estado Avatar, Korra participó en una carrera de patineta de aire en el Templo Aire de la Isla con Jinora, Ikki y Meelo. Cuando la cerrada carrera se acercaba a su conclusión, Korra utilizó el Estado Avatar como un impulso para ganar, pero fue reprendida rápidamente por Tenzin cuando se enteró de lo que había hecho, considerando que sus acciones eran irresponsables. Confiada en sus habilidades de Aire Control y desinteresada en más entrenamiento, el Avatar desestimó las pretensiones de su tutor que consideraba que necesitaba más entrenamiento para afinar sus habilidades y desarrollar una técnica más avanzada.

Korra se entera.png

Al enterarse que la decisión de mantenerla recluida en el sur había sido de Tonraq y Tenzin en vez de Aang, Korra estaba muy furiosa.

Korra pospuso los planes de viaje de Tenzin para visitar todos los Templos Aire, un viaje que Tenzin esperaba que le diera a Korra una visión más espiritual, por un viaje a la Tribu Agua del Sur para asistir al Festival Glaciar de los Espíritus. Al encontrarse con su tío, Unalaq, se enteró de que había espíritus furiosos atacando a los barcos de pesca en las aguas del sur. Esta noticia hizo que el interés de Korra por luchar contra estos espíritus despertara, logrando que Korra se viera aún menos motivada en avanzar en Aire Control, especialmente después de que se enteró de que había sido decisión de Tenzin y su padre encerrarla en la Tribu Agua del Sur, en vez de Aang.

Cuando el pueblo en que residía fue atacado por un espíritu oscuro más tarde esa noche, Korra trató en vano luchar contra la entidad, pero incluso el Estado Avatar demostró ser insuficiente en comparación con la destreza del espíritu maligno. Sólo Unalaq logró dominar el espíritu, usando una técnica de Agua Control especial que calmó la entidad y la hizo desaparecer por completo. Impresionada, y consciente de sus propias limitaciones cuando se trataba de luchar contra espíritus, Korra aceptó la oferta de su tío para convertirse en su nuevo guía espiritual, acabando la relación con Tenzin como su mentor.

Más tarde, cuando Unalaq comenzó a explicar la naturaleza de su formación a Korra, explicó que primero tendrían que viajar al Polo Sur y abrir el portal espiritual, afirmando que a pesar de su peligro, era necesario comenzar la restauración espiritual del Polo Sur. A ellos se unieron Mako, Bolin, así como Desna y Eska. En el último minuto, Tonraq insistió en acompañarlos para mantener Korra a salvo de la tormenta que se estaba gestando allí: una tormenta de nieve que había estado ocurriendo por décadas.

En el camino, Unalaq expresó su creencia de que Tonraq era la razón de que los espíritus estuvieran atacando.

Korra en Estado Avatar.png

Korra entrando en Estado Avatar para luchar contra el espíritu.

También reveló que ya en su juventud, Tonraq había sido desterrado de la Tribu Agua del Norte por sus acciones imprudentes que destruyeron un bosque sagrado y espiritual que enfurecieron a los espíritus que lo habitaban, lo que enfureció a Korra porque su padre seguía ocultándole secretos a ella.

Furiosa por los continuos secretos y el como había querido controlar su vida, Korra empezó distanciarse de su padre. Aunque admitió sus faltas, Tonraq todavía insistió en que el mundo físico y el espiritual debían permanecer separados, sólo para que Korra le recordara que el Avatar es el puente entre los dos mundos y que tenía la oportunidad de vivir de acuerdo con su potencial. Aunque Tonraq estuvo en desacuerdo con su hermano, Unalaq señaló que que la Tribu Agua del Norte había ayudado a la reconstrucción del Sur físicamente pero que carecía de espiritualidad, y por lo tanto, esto alborotaba a los espíritus. De repente, el grupo fue emboscado por los espíritus oscuros. Durante los combates , Korra intentó replicar la técnica de Agua Control de Unalaq para purificar al espíritu que la atacaba, pero no funcionó, lo que obligó a su tío a intervenir y salvar a todos a su vez. Dado que los suministros habían sido robados durante el ataque, Tonraq insistió en que volvieran. En última instancia, Korra le dijo a su padre que regresara a casa. Una vez que Tonraq se despidió y terminó una conversación con Mako acerca de la seguridad de su hija, Korra confrontó al Maestro Fuego, preguntándole si ahora había tomado el lado de Tonraq, generando conflictos en la pareja.

Apertura del portal espiritual Editar

Unalaq insta a contar.png

Korra escuchando el relato de su padre sobre su vida en el norte.

Al llegar a la tormenta perpetua, Unalaq le dijo a Korra que en el interior del bosque espiritual congelado estaba el portal espiritual y que debía volver a abrirlo para que el Sur estuviera espiritualmente equilibrado una vez más, pero ella tiene que abrirlo por su cuenta. A pesar de una incertidumbre inicial por tener que ir sola, Korra entró cuando su tío declaró que tenía mucha confianza en ella. Sin embargo, tras adentrarse al bosque congelado, fue atacada por los espíritus oscuros. Ella luchó para vencerlos, y finalmente se escapó de ellos entrando en una cámara de hielo. Allí, bajo una capa de hielo, estaba el portal espiritual. Sus intentos de romper el hielo usando diferentes técnicas de sus poderes fueron infructuosos, y los espíritus oscuros empezaron a penetrar la cámara. Pero al entrar en Estado Avatar finalmente lo logra abrir, iluminando el ciel con las luces del sur y los espíritus oscuros se alejaron. A su regreso al grupo, Unalaq la elogió por sus acciones, diciendo que lo que había hecho ayudaría a restaurar el equilibrio espiritual del sur y tal vez todo el mundo. Al regresar a las costas de la Tribu Agua del Sur, el grupo encontró a una flota Tribu Agua del Norte llegando. Unalaq le dijo que la decadencia espiritual del Sur no se puede curar con sólo abrir el portal, lo que dejó Korra a preocupada.

Korra abriendo el portal.png

Korra intentando abrir el portal.

Al ver cómo los barcos empezaban a desplegar sus tropas por la ciudad y cerraban los caminos de salida del sur, Korra exigió una explicación, a lo que su tío le respondió que debían evitar que las personas dañaran el portal espiritual. Cuando Korra declaró que ella misma podría protegerlo, Unalaq desestimó esto, ya que tenía otra tarea pensada para ella. Viajaría al Polo Norte para abrir el otro portal espiritual, lo que permitiría que las personas y espíritus del Sur y del Norte viajaran al polo opuesto en cuestión de segundos, uniendo definitivamente las tribus.

Posible Guerra Civil Editar

Korra mediando con los Sureños.png

Korra mediando con los sureños.

Cuando Varrick acudió a la casa de Tonraq para hablar de la situación en la ciudad, Korra estuvo presente escuchando las inquietudes de los habitantes del lugar, y declaró que la idea de una guerra era una locura. Para intentar evitar el conflicto, aceptó hablar con Unalaq por el bien de la tribu. Al verse con su tío, Korra le comentó que muchos habitantes del sur consideraban que la tribu estaba siendo invadida, y temía que si algo no cambiaba, pudieran entrar en una guerra civil. Al escuchar la explicación del Jefe de como una guerra civil haría que el mundo entrara en desbalance, ella preguntó cómo detener esto, a lo que Unalaq le dijo que solo ella podría hacerlo, siempre y cuando se mantuviera neutral. Al ver un conflicto entre ciudadanos del sur con soldados del norte, Korra quiso detenerlos, pero esto solo causó frustración entre los sureños, los cuales solo fueron calmados por Tonraq, quien al querer hablar con su hija, descubrió que se estaba alejando.

Guerra Civil.png

Korra intentando calmar a los soldados y civiles.

Al llegar con Mako, descargó su frustración por la posible guerra, el hecho de que nadie la escuchara, y por cómo su padre no la dejaba ser el Avatar. Viendo a su novia demasiado tensa, Mako propuso ir a cenar solo ellos dos y descansar de sus deberes como el Avatar. Sin embargo, esto probó ser imposible, ya que no solo Bolin los acompañó, sino que también Desna y Eska. Cuando los mellizos se retiraron, Bolin le preguntó a Korra por qué no le había advertido del peligro de salir con su prima, a lo que Korra contestó que había pensado que era bastante evidente para ella. Terminada la cena, Korra regresó a su casa, donde encontró a su madre esperándola. Aunque en un principio creyó que su padre la había enviado, Senna declaró que este no era el caso, y que quería hablar con ella sobre el conflicto con su padre ya que él no lo hacía. Cuando Korra explicó las razones por su distanciamiento con Tonraq, Senna confesó saber esto, diciendo que solo habían querido que Korra tuviera una infancia lo más normal posible, y que tampoco podía esperar que los problemas entre el norte y el sur se solucionaran inmediatamente, ya que llevaban existiendo desde antes de su nacimiento. También le dijo que la situación podría estar fuera de su control y le comentó a su hija de la revolución que Varrick estaba planeando.

Korra salvando a su tio.png

Korra salvando a Unalaq de los rebeldes.

Sin esperar más, ella salió corriendo al palacio en busca de su tío, solo para encontrarlo inconsciente y siendo cargado por una persona quien creía que era su padre, acompañado por otros cuatro hombres. A pesar de la negativa inicial de Korra para luchar contra sus propios conciudadanos, ella tuvo que hacerlo, deteniéndolos sin dañarlos. Y luego atrapó al hombre que cargaba a su tío quien ya se estaba alejando. Al confrontarlo y quitarle la máscara, Korra estuvo feliz en saber que no se trataba de Tonraq. Poco tiempo después, Unalaq ordenó el arresto de los hombres, pero Korra le explicó que esto solo traería más descontento entre los sureños, y pidió que tuvieran un juicio justo, a lo que el Jefe aceptó.

Al llegar a la cabaña de sus padres, vio feliz como ambos estaban comiendo juntos, y se unió a ellos. Su padre le explicó que aunque tuviera diferencias con su hermano, no podría ir en su contra de esa manera. Instantes después, Unalaq abrió la puerta de la casa, escoltado por varios soldados, a quienes le exigió que ambos fuesen arrestados por conspiración contra él.

Descubriendo la verdad Editar

Korra estaba convencida que sus padres no eran criminales y le dijo a Unalaq que estaba cometiendo un error con ellos, a lo que el dijo que si eso era cierto no tenia de que preocuparse pues serian llevados ante el juez mas honorable de la Tribu Agua, Hotah.

Korra fue llamada a declarar junto con Unalaq, aunque las pocas preguntas que el juez le hizo no le dieron la libertad de contar lo que estaba pasando, haciendo que su participación incriminara aun mas los hechos. Cuando el juez dio los resultados Korra se sintió muy aliviada al ver que su madre había sido puesta en libertad, pero a la vez consternada pues su padre y los demás rebeldes habían sido sometidos a pena de muerte. Ella se enfureció y amenazo con matar al juez si no cambiaba de resultado, pero su tío Unalaq interfirió y pidió que el juez reconsiderase la condena; cuando el juez delibero cambio la sentencia a cadena perpetua, para alivio de todos los presentes. Cuando Tonraq fue trasladado a la cárcel, ella y su madre lo fueron a visitar de inmediato y Korra desesperada por la situación sugirió sacarlo de allí, aunque él se negó diciendo que esto traería mas problemas a su Tribu.

Korra amenazando a Hotah.png

Korra amenazando a juez Hotah.

Cuando ella vio que su madre lloraba de tristeza y angustia decidió ir y hablar con el Hotah, para que este absolviera a todos los presos de sus cargos. En ese mismo momento monto a Naga y lo alcanzo a las afueras de la ciudad donde derribo su automóvil y lo saco de allí para pedirle que liberara a los presos. El juez confeso que el juicio había sido manipulado por Unalaq, para sacar del paso a Tonraq y mantener a Korra consigo; cuando el juez se dio cuenta que había hablado demasiado, ella lo intimido aun mas poniéndolo en la boca de Naga, para así hacerlo hablar. Lo que el hombre añadió fue que Unalaq había sido el culpable del destierro de Tonraq, pues había pagado a los Bárbaros. Cuando Korra supo esto, dejo al juez en paz y salió en busca de Asami y Mako para que esto le ayudasen a sacar a su padre de prisión. Una vez estuvo en este lugar, sostuvo una pequeña pero fuerte escaramuza con Unalaq y este le dijo que ya no la requería para abrir el Portal Espiritual y que su padre estaba camino al Norte en un bote. Al saber esto el grupo fue en busca de Bolin y Varrick quienes aguardaban en el yate.

Cuando liberaron a los prisioneros y los devolvieron a tierra firme, Korra contó toda la verdad a su padre y esto hizo que el decidiese luchar contra su hermano, su hija también quería luchar con él, pero Tonraq le pido que fuera a Ciudad República y pidiera ayuda al Presidente Raiko.

Problemas en la ciudad Editar

Al llegar a la ciudad, los problemas de la guerra Civil ya están presente allí, Lin, informo a Korra sobre una marcha pacifica que los Sureños estaban organizando para esa noche, en busca de la paz de su tribu. Korra decidió asistir a la marcha para mostrar que ella apoyaba a sus compatriotas, Mako le sugirió no ir y mostrarse mas neutral, pero de todos modos ella ignoro su sugerencia. Cuando la marcha estaba a punto de llegar al Centro Cultural de la Tribu Agua del Sur, este fue bombardeado, lo cual hizo que Korra se enfureciera aun mas, pues creía que el Norte estaba detrás de este asunto, aunque Mako dudaba de esto.

Korra culpando a Raiko.png

Korra furiosa por la decisión del Presidente.

Al día siguiente Korra y Varrick, tuvieron una reunión con el Presidente Raiko, el motivo principal era pedir ayuda a este, especialmente refuerzos militares, para solventar la situación en el Sur y expulsar completamente al Norte de allí, el hombre se negó a este pedido, pues República Unida, no se debería meter en asuntos internos de la Tribu Agua y además este problema necesitaba una solución mas diplomática que por las armas. Korra encolerizada, le dijo al Presidente que la situación estaba en sus manos y que la destrucción total de su Tribu era culpa de él si no les quería ayudar.

Korra se fue directo a buscar a Mako en su departamento, le contó la situación ocurrida durante la reunión a lo que el oficial repuso que Raiko, no podría estar enviando tropas a una guerra que no es de su incumbencia solo por un pedido. Korra pensó que por haber dicho esto, Mako estaba en su contra, lo cual ocasiono una pelea entre los dos e hizo que ella saliera enojada del apartamento.

Ella en medio de su enojo salió hacia el puerto donde estaba el Yate de Varrick, intentando obtener una ayuda de él, Varrick le sugirió que hablara personalmente con Iroh. Korra tomo dicha sugerencia y fue a hablar con el general, este brindo su ayuda y planeo dirigir a sus tropas en forma de fachada a un entrenamiento en el Sur y allí combatir a la rebelión de Unalaq. En ese momento el presidente apareció y desautorizo a Iroh a moverse de ese lugar sin su permiso, luego amenazo a Korra, diciendo que esta estaba causando muchos problemas ya; Iroh le sugirió ir a la Nación del Fuego y hablar con el Señor del Fuego ó con su abuelo Zuko.

Ella fue en busca de Bolin para contarle lo sucedido y pedirle que cuidara de Naga, mientras ella estaba fuera de la Ciudad, al hablar con el llegaron a la conclusión de que Mako había confesado todo ante el Presidente Raiko. Esto hizo que la furiosa chica se encaminara a la Estación de Policía y confrontara a Mako, rápidamente la pelea se volvió mas fuerte y Mako rompió con ella, de la misma rabia Korra ocasiono un desastre y salió furiosa de allí.

Korra intentando calmar a un espíritu oscuro.png

Korra intentando calmar al espíritu.

Cuando iba saliendo de la Ciudad, ella fue atacada por sus primos. En medio del combate fue derribada de su lancha y forzada a pelear, hasta que un espíritu oscuro apareció en el océano, al principio ella logro apaciguarle con la técnica de su tío, pero el espíritu se descontrolo y la ataco al punto de devorarla y sumergirse en el océano.


Llegada a la isla de la Nación del Fuego Editar

Tras el ataque del espíritu, Korra se encuentra en tierra, en una isla de la Nación del Fuego. Se despertó y vio tres Sabios del Fuego de pie junto a ella y reaccionando por instinto, utiliza Aire Control para empujar a los sabios. Sin embargo, la acción tuvo su efecto en ella y se dejó caer de rodillas por el agotamiento. Uno de los sabios intentaron consolarla, afirmando que estaban ahí para ayudarla, pero Korra se confunde con la mención de su nombre, preguntando quién era. Alarmado, el sabio le preguntó cómo llegó esta la isla, pero Korra respondió que no recordaba cómo había llegado ahí ni qué le había sucedido, antes de caer en la inconsciencia, una vez más.

Korra mirando a su espíritu.png

El propio espíritu de Korra, así como los espíritus de sus antecesores, ayudándola a restaurar su relación con su espíritu de Avatar, para encontrar a Raava.

Korra fue llevada al Templo de la Tribu Bhanti, y murmuraba "Raava" varias veces, mientras que la Chamán, una anciana, la examinaba. Ella fue diagnosticada como haber sido infectado por un espíritu oscuro, que amenazó con matar al Espíritu Avatar dentro de ella si no se trataba. Con el fin de salvar el espíritu, Korra se redujo en una célula de curación, y empezó a conversar con visiones de sí misma y sus más recientes vidas pasadas, Aang, Roku, Kyoshi y Kuruk. Después de la visión de Avatar Kuruk le informó de que, para volver a conectar con su espíritu Avatar, ella tendría que volver al comienzo, Korra se encontró cara a cara con un hombre joven. Ella le preguntó si él era Raava, a lo que el joven respondió que no, pero que podía ayudar a Korra para encontrarla. Informó a la joven Avatar que se llamaba Wan, y que él le mostraría cómo se convirtió en el primer Avatar.

Tras ser testigo de la vida de Wan, Korra despertó con sus recuerdos. La anciana llevó a Korra a un campo grande, donde una manada de bisontes voladores pastaban. Korra agradeció a la sabia por su bondad, y se preguntó en voz alta cuánto tiempo había estado ausente. La sabia confesó que no lo sabía, pero le dijo que tenía sólo unas pocas semanas hasta que la Convergencia Armónica comenzara. Korra le dijo a la sabia que tenía la intención de cerrar el portal espíritu en el Polo Sur, y se fue un bisonte de la manada para ayudar en su misión.

Entrando al Mundo de los Espíritus Editar

Recordando el plan de viaje de Tenzin, Korra llego al Templo Aire del Este, donde todos se alegraron de verla, ella rápidamente les explico a todos lo que estaba pasando y terminando que debido a todo eso tenia que llegar al Mundo Espiritual para lograr cerrar el portal, de forma cómica Tenzin respondió que sabia que eso iba a pasar.

Tenzin y Korra van al jardín donde el Avatar Aang y el Gurú Pathik meditaron hace setenta y un años. Después de tres intentos fallidos de entrar al mundo de los espíritus y al darse cuenta que Tenzin culpaba a cada uno de los que lo ayudaron a meditar, Tenzin final mente afirmo que nunca había podido entrar al mundo de los espíritus, pero finalmente Jinora intervino para ayudar a Korra a entrar al mundo de los espíritus.

Jinora guiando a Korra.png

Korra y Jinora entrando al Mundo Espiritual.

Korra y los demás van a un circulo de meditación por debajo del templo, Tenzin trata de agregarle ambiente para meditar pero libera unos espíritus murciélagos oscuros pero Korra los purifica. Más tarde Korra y Jinora medita en el lugar, Korra entra en Estado Avatar y logran llegar al Mundo Espiritual.

Al llegar Jinora se fue persiguiendo a un mariposa, Korra al intentar seguirla pisa a un topo suricato, respondiendo que era el Avatar, pronto aparecieron más topos dando una multitud de preguntas, Korra intento alejarlos con Fuego Control, pero debido a que no estaba su cuerpo en el Mundo Espiritual no pudo hacer ningún Control. Debido a este intento de ataque, los topos se molestaron y la tiraron a un agujero junto con Jinora que había llegado. Korra termina en un bosque oscuro sola.

Iroh aconseja a Korra.png

Iroh aconsejando a Korra.

Ella sola en un bosque oscuro buscaba desespera a Jinora y debido a sus emociones se transformo en una niña de cuatro años de edad y se tiró al suelo a llorar, de pronto llego un ave dragón acercándose a Korra que por confusión Korra lo atacó y lastimó una de sus alas, al darse cuenta de que no hacía nada Korra se disculpo con el ave, al instante Iroh llegó y la invitó a la fiesta de té de la boda de May-Jim. Al llegar Korra reconoce la tetera de Wan, Iroh le dice sobre como conoció a tantos amigos, pero ella angustiada le dice sobre los problemas con Jinora y comienza un berrinche, esto ocasiona que una neblina aparezca y que los espíritus se pongan inquietos, Iroh la clama diciéndole que sus emociones cambian al mundo, Korra se disculpa y le pregunta como hace para encontrar a Jinora, Iroh le dice que la mejor manera de resolver los problemas es ayudar a otra persona que ya los tiene, y en este caso es el ave dragón, y en esta ocasión para ayudarla es llevándola al pico Hai-Riyo donde viven los de su especie.

Korra se adentra sola al pico debido a que Iroh considera que lo debe hacer sola, mientras subía se encontró con tres espíritus león perro oscuros, pero logró tomar el consejo que le dio Iroh logrand calmar sus emociones y debido a esto calmar a los espíritus, estos la ayudaron a llegar al pico logrando encontrar el nido del ave dragón, Korra puso al ave dragón en su nido junto a otros tres aves dragones y estos se unieron a él formando a un ave dragón adulto, y en ese momento Korra volvió a su apariencia normal y en se montó al ave quien lo llevó a los portales espirituales.

Una vez en los portales, Korra planea cerrar el portal del sur, pero en ese momento aparece Unalaq quien tiene a Jinora y amenaza a Korra de que si no abre el portal del norte destruirá el espíritu de Jinora, Korra accede y abre el portal del norte, en ese momento Korra le dice a Unalaq que cumpla con su palabra y deje libre a Jinora, pero él la ataca y trata de destruir su espíritu pero es salvado por el ave dragón quien lo lleva a un lugar a salvo. Korra despierta de la meditación en el mundo material, Tenzin le pregunta que paso adentro y con Jinora pero Korra solo mueve su cabeza diciendo que lo lamentaba.

Volviendo a Ciudad República Editar

Después de la transmisión de la mala noticia a Pema y sus hijos, Korra, Tenzin, Kya y Bumi regresan a Ciudad República, donde le explican a Raiko los planes de Unalaq y le vuelven a padir su ayuda, sin embargo él se niega de enviar fuerzas de Ciudad República a la Tribu Agua del Sur, con el temor de que ataque su ciudad.

Korra con varrick preso.png

Korra hablando con Varrick.

Al enterarse de que Varrick fue el causante del secuestro del Presidente y Mako era inocente, fue puesto en libertad, Korra besó a Mako al salir de la cárcel afirmando que el espíritu oscuro que la atacó en el mar borró parte de su memoria. Tenzin mencionó que no tenían forma de llegar a la Tribu Agua del Sur, Bolin dijo que tenían que ver a Varrick en la cárcel, por suerte él les prestó a Korra y a los demás su acorazado, partiendo con rumbo al sur.

Convergencia Armónica Editar

Mientras van hacia la Tribu Agua del Sur, Korra entrena su Aire Control atacando a un muñeco de prueba, al llegar Asami le dice que el ejercito restante del sur había sido derrotado, poco después Korra se reúne con su madre, quien le dice que a su padre lo han puesto en prisión.

Korra y los demás planeaban entrar al Mundo Espiritual, pero con las tropas del norte y los espíritus oscuros era muy difícil, Asami planea usar un aeroplano para llegar, sin embargo son atacados por los espíritus y más tarde hechos prisiones y son puestos en el mismo lugar donde esta Tonraq. Poco después llega Unalaq que se burla del plan de Korra y revela su verdadero plan al mencionar que se fusionara con Vaatu y traerá una era de oscuridad.

Desna y Eska llegaron después de que se fuera su padre, Korra les dijo a sus primos si iban a permitir que Unalaq hiciera esto, mencionando que al fusionarse con Vaatu dejaría de ser su padre, pero ellos se negaron a creer esto y dijeron que las ideas de su padre son las correctas. Poco después Bumi, quien no había sido capturado se las arregla para derribar todo el ejercito que había y liberar a Korra y los demás del encierro, poco antes de entrar al Mundo Espiritual Korra los divide en grupos, Tenzin, Kya y Bumi buscan a Jinora mientras Mako, Bolin y ella evitan que Unalaq libere a Vatuu.

Luego de entrar en el Mundo de los Espíritus se encuentra nuevamente con Unalaq cerca de Vaatu. Después Unalaq se dirigió a atacar a Korra mientras que ella cerraba unos de los portales del Mundo de los Espíritus, pero sus amigos lograron retener a Unalaq pero cuando estaba apunto de cerrar el portal era demasiado tarde por que la Convergencia Armónica había empezado y Korra fue expulsada cuando vio que Vaatu ya estaba libre, hecho a Unalaq afuera del Mundo Espiritual y los amigos de Korra salieron a defender mientras que Korra peleaba contra Vaatu, casi logra que Vaatu volviera a estar en su prisión otros 10.000 años, pero no lo logro porque intervino Unalaq y Korra estaba algo débil por el golpe que recibió y después Vaatu se fusiono con Unalaq permanentemente como lo hizo Wan con Raava.

Vaatu separando a Raava de Korra.png

El Avatar Oscuro separando a Raava de Korra.

Después de una muy interesante batalla Vaatu logra separar a Raava de Korra, dejando débil a Korra y así destruyendo a Raava, haciendo desaparecer cada una de sus conexiones con los Avatares anteriores, cuando Korra se estaba dando por vencida, Tenzin le dio unos sabios consejos para así vencer a Vaatu.

Korra medita en el Árbol del Tiempo y ve a su espíritu Avatar. Su espíritu hace que su cuerpo creciera en tamaño, y su espíritu abandona el Mundo de los Espíritus para buscar a Unalaq. Unalaq se ha transformado en un espíritu maligno y gigante que está atacando a Ciudad República, Korra llega y trata de detenerlo, pero el Avatar Oscuro logra aturdir a Korra, pero en ese momento llega el espíritu de Jinora quien logra revivir a Raava.

Korra purificanto al unalaq.png

Korra purificando al Avatar Oscuro.

Korra vuelve a la batalla y logra sacar a Raava del interior del Avatar Oscuro, para luego purificarlo, pero Vaatu y Unalaq mueren debido a esto. Raava le dice a Korra que la Convergencia Armónica casi termina y deben fusionarse antes de eso, Korra vuelve su espíritu a su cuerpo al Mundo de los Espíritus y se fusiona nuevamente con Raava.

Una nueva era Editar

Korra se dirige a los portales, pero piensa y reflexiona con Tenzin que no está segura si la decisión de Wan de separar el Mundo Espiritual y el material fue la correcta. El Maestro Aire le dice que eso es algo que solo puede decidir ella y que la apoyará en aquello que decida.

Al final Korra decidió dejar los portales abiertos, diciendo en un discurso que el Avatar dejaría de ser el puente entre los dos mundos para convertirse en la persona que junto al espíritu de Raava defenderían la paz y la armonía.

Cuando se encuentran en el interior del edificio, Korra le dice a Mako que ha recuperado la memoria y con ello, su ruptura y las discusiones que llevaron a ella. El Avatar reflexiona que quizás no estén hechos para estar juntos, a lo que Mako secunda, a pesar de quererse, y eso es lo que dicen ambos antes de despedirse.

Korra declara la Independencia del Sur.png

Korra declarando la independencia de la Tribu Agua del Sur.

Más tarde, Korra se dirige públicamente con la Tribu Agua del Sur, declarando que con la derrota de Unalaq, la guerra civil de las Tribus del Agua había terminado y el Sur ahora era independiente. Korra explicó que el Consejo de Ancianos decidió hacer Tonraq el nuevo jefe, y que dejo a ambos portales abiertos para la paz puede ser llevado a los dos mundos; espíritus podían visitar el mundo de los humanos y los humanos podían visitar el mundo de los espíritus. Declarando que dejaría de ser el puente entre los dos mundos, y que una nueva era había comenzado como espíritus vagando libremente por el mundo físico de nuevo.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar