Fandom

Avatar Wiki

Historia de Korra (153 DG - 170 DG)

1.698páginas en
el wiki}}
Crear una página
Discusión0 Share

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Más sobre Korra
Artículo principal Korra
Historia
Libro Uno: Aire (153 DG - 170 DG)

Libro Dos: Espíritus (171 DG - Convergencia Armónica)
Libro Tres: Cambio (Finales del 171 DG)
Libro Cuatro: Balance (174 DG)

Relaciones
Relaciones de Korra

Después de la muerte del Avatar Aang, Korra se convirtió en el nuevo Avatar. Su viaje comenzó después de que ella viajó a Ciudad República para aprender aire control bajo la tutela de Tenzin. Descubrió que la metrópolis esta fuera de equilibrio debido a la presencia de Amon y sus Igualitarios.

Pasado Editar

Korra de joven.png

A sus cuatro años, Korra ya sabía la verdad de su naturaleza.

Korra es la hija de Tonraq y Senna en la Tribu Agua del Sur inmediatamente después de la muerte del Avatar Aang. A la edad de cuatro años, ella descubrió que era el Avatar, un hecho que anunció con orgullo a la Orden del Loto Blanco diciéndoles "¡Soy el Avatar! ¡Acéptalo amigo!" cuando vinieron a petición de su familia. Después de realizar Agua Control, Tierra Control y Fuego Control delante de ellos, su identidad como Avatar se confirmó y su entrenamiento para convertirse en un Avatar pleno empezó bajo la atenta mirada de la Orden. Un año después de que su identidad como Avatar fuera descubierta, Korra fue secuestrada por Zaheer, junto con Ghazan, Ming-Hua, y P'Li, cuatro delincuentes de un gran peligro, pero debido a los esfuerzos de Tonraq, el Concejal Sokka, el entonces Señor del Fuego Zuko, y Tenzin, lograron recuperarla a tiempo. Posteriormente, se decidió que la joven Avatar fuera aislada mientras completaba su entrenamiento. Durante los siguientes trece años, Korra demostró un talento prodigioso que le permitió dominar rápidamente el Agua Control y la Tierra Control, y cerca del 170 DG, su formación en Fuego Control estaba casi completa pero le faltaba la parte espiritual.

Llegada a Ciudad RepúblicaEditar

A la edad de diecisiete años, Korra demostraba su destreza en Fuego Control a la Orden del Loto Blanco y Katara, su instructora de Agua Control. Aunque expresó su preocupación por su falta de moderación y la ignorancia de los asuntos espirituales, el líder de la Orden del Loto Blanco decidió que había llegado a dominar con éxito el Fuego Control, su tercer elemento, y estaba lista para comenzar su entrenamiento en Aire Control y en temas espirituales bajo la tutela de Tenzin. Sin embargo, la instrucción de Korra quedó suspendida cuando Tenzin anunció a Korra y Katara que los disturbios en Ciudad República le impedirían establecerse en la Tribu Agua del Sur como estaba previsto. Ella entonces decidió que si Tenzin no podía quedarse con ella, se iría con él. Con la bendición de Katara y después de haber dicho adiós a sus padres, viajó de polizón en un carguero rumbo a la ciudad con Naga, su perro oso polar y animal guía.

Korra en la Comisaría.png

Lin Beifong interrogando a Korra.

A su llegada a Ciudad República, Korra y Naga vagaban por la ciudad, descubriendo por sí mismas qué tan fuera de balance realmente estaba, con una división desigual entre riqueza y crimen. En el parque, Korra se encontró con un manifestante Igualitario tratando de convencer a los No Maestros de la ciudad a unirse a Amon y los Igualitarios. Al ver esto, Korra dijo que el Control era "lo mejor en el mundo" y demostró que estaba considerando usar Agua Control para tirar al manifestante fuera de su plataforma, los no maestros se unieron en su contra y de los Maestros de naturaleza "opresora". Tras vencer con éxito a tres miembros de la Triada de la Triple Amenaza, Korra fue detenida por la Fuerza de Policía de Metal Control bajo cargos de destrucción de propiedad privada y pública. Después de un intento de fuga fallido, fue llevada a la sede de policía, donde fue interrogada por una descontenta Jefe Lin Beifong.

A pesar de que Tenzin logró persuadir a Lin para que retirase todos los cargos en su contra, Lin dejó muy en claro que iba a mantener un ojo en el joven Avatar. A pesar de que Tenzin había prometido enviar a Korra al Polo Sur de nuevo, se las arregló para persuadirlo de que la dejara quedarse, ya que se dio cuenta de que Ciudad República necesitaba de su Avatar nuevamente. Ella pudo quedarse para comenzar su entrenamiento en Aire Control en el Templo Aire de la Isla bajo la tutela de Tenzin. Su decisión de establecer residencia en el Templo Aire de la Isla fue anunciada públicamente durante una conferencia de prensa en frente del Ayuntamiento, durante el cual afirmó que el "Avatar Aang quiso que la ciudad fuera el centro de paz y equilibrio en el mundo", y que se esforzaría por alcanzar ese objetivo.

pro-Control Editar

Korra mirando la ciudad.png

Korra mirando la Arena.

A pesar de la orientación de Tenzin en Aire Control, Korra luchaba por dominar el "elemento de la libertad". Continuamente se vio frustrada por su incapacidad para hacer Aire Control y por el hecho de que Tenzin no le permitía asistir a un encuentro de pro-Control, algo que había querido ver desde la infancia.

No dispuesta a quedarse en la isla estando tan cerca de la Arena, se coló en la noche por lo que finalmente podría asistir a un partido en el estadio. Al llegar, fue sorprendida explorando el gimnasio de la arena por Toza, pero fue rescatada por Bolin, quien afirmó que estaba "con él". Después de su rescate, fue guiada a la zona de juego donde conoció al hermano de Bolin, Mako. Inicialmente, Mako apenas reconoció a Korra, asumiendo que ella era sólo otra de las fans de Bolin. Más tarde ella quedó impresionada cuando él solo derrotó a los Tigredillos del Templo Dorado en la tercera ronda del partido. Sin embargo, él parecía indiferente a la presencia de Korra, incluso después de que él se enterara de que era el Avatar. Ella se quedó para ver el partido y quedó cautivada con el deporte y el equipo de los hermanos, los Hurones de Fuego. Tras el partido, Bolin le enseñó algunas cosas básicas, y Korra demostró ser una rápida aprendiz. Mientras que en pro-Control mostraba ser un diamante en bruto, su entrenamiento de Aire Control siguió sin mostrar progresos visibles, que terminó con la destrucción de una invaluable herramienta de entrenamiento de los Nómadas Aire con Fuego Control en un ataque de ira para descargarla poco después en Tenzin, proclamando que era un terrible instructor.

Cuando el Maestro Agua de los Hurones de Fuego, Hasook, no se presentó para el partido final para clasificar para el torneo, Korra aprovechó la oportunidad para tomar su lugar y competir. Desde el principio, mostró su inexperiencia, cometiendo dos faltas, antes de revelarse a sí misma como el Avatar utilizando Tierra Control. El referí dejó que siguiera compitiendo, pero solo utilizando Agua Control. Cuando Tenzin le ordenó regresar a la isla de inmediato, justificó su permanencia diciendo que era importante para ella como el Avatar, que debía aprender estilos modernos de control, algo en que el pro-Control podía ayudar. A pesar de que inicialmente tuvo problemas con las reglas y el ritmo del juego, Korra empezó a entender el juego. Korra comenzó a aplicar algunas de sus lecciones de Aire Control moviéndose en su zona como "una hoja en el viento", lo que demostró a Tenzin, que seguía mirando, que sus enseñanzas no fueron olvidadas por ella. Este repentino cambio de tácticas de Korra le permitió ganó el partido para los Hurones de Fuego. Esta victoria obtenida le permitió al equipo el acceso al torneo oficial del campeonato de pro-Control, y Korra fue aceptada para reemplazar de forma permanente Hasook como Maestro Agua del equipo.

Encuentro con Amon Editar

Korra descubre el poder de Amon.png

Korra descubre el poder de Amon.

Mientras Korra estaba practicando Aire Control en el Templo del Aire de la Isla con Jinora e Ikki, lo que demuestra un progreso considerable en sus maniobras de Aire Control, Mako llegó a preguntarle por el paradero de Bolin. Después de su insistencia para ayudar a encontrar a Bolin, ella y Mako decidieron ir a buscarlo por toda la ciudad. En la estación central de la ciudad, se encontraron con Skoochy, quien les dijo que había sido contratado como seguridad extra por la Triada de la Triple Amenaza.

Cuando Mako y Korra llegaron a la sede de la banda, se enteraron que Bolín había sido capturado por los Igualitarios en una redada, y ambos partieron inmediatamente tras ellos para rescatarlo. Aunque unos bloqueadores lucharon contra ellos y dejaron momentáneamente sin poderes a Korra y Mako. Luego, ello viajaron al Parque de Ciudad República para encontrar al manifestante, quien les dijo que Bolin había sido secuestrado probablemente para la reunión equalista llamada "La Revelación". En la manifestación, descubrieron que Amon poseía la capacidad de eliminar de forma permanente el Control de un Maestro, una habilidad que hasta ahora creían que sólo el Avatar podía tener.

Durante la demostración de Amon en los Maestros capturados, uno de los cuales era Bolin, Korra formó una cubierta de gran cantidad de vapor de agua con algunas tuberías cercanas, lo que creó pánico y distrajo a los Igualitarios el tiempo suficiente para permitir que Mako rescatara a Bolin. Cuando los hermanos fueron derrotados por el Teniente, Korra llegó justo a tiempo para salvarlos con su Tierra Control, y se dieron a la fuga en Naga. Tan pronto como regresó al Templo del Aire de la Isla, informó a Tenzin y en consecuencia, al Consejo de la República Unida del poder de Amon.

El encuentro con los Igualitarios y su líder dejó una profunda impresión en Korra, ya que tenía pesadillas acerca de ser inmovilizada por medio del bloqueo chi y, posteriormente, ser despojada de su Control por Amon. Por primera vez en su vida, Korra se encontró asustada de algo, aunque se negó a admitirlo. Este miedo la mantuvo con un bajo perfil, y cuando el Concejal Tarrlok le propuso unirse a su grupo de trabajo especial para acabar con Amon, ella cortésmente se negó con la excusa de que tenía que concentrarse en su entrenamiento de Aire Control. Sin embargo, Tarrlok insistió con regalos cada vez más extravagantes y finalmente lanzó una gala en su honor. Él la engañó en una conferencia de prensa, durante la cual Korra cedió ante las preguntas de los periodistas que la acusaban y gritó que iba a unirse a la fuerza de tarea de Tarrlok para ayudarlos a combatir a Amon, si eso era lo que la ciudad necesitaba.

Korra y Tenzin.png

Korra le confiesa a Tenzin su miedo.

Ansiosa por demostrarle a todos, incluida ella misma, que ella no tenía miedo de nadie, Korra exitosamente atrapó a varios Igualitarios, con la ayuda de la fuerza de tarea de Tarrlok, y desafió públicamente a Amon a un duelo a la medianoche en la Isla con la Estatua en Memoria de Aang, sin ningún tipo de respaldo de la fuerza de tarea o bloqueadores chi. Sin embargo, Amon, no se presentó solo, y sus secuaces rápidamente la atraparon. Cuando Amon emergió de las sombras, Korra estaba aterrorizada de que le quitara su Control. Sin embargo, no lo hizo, y en su lugar, reveló que tenía un plan para librar al mundo de los Maestros y que él la estaba guardando para el final con el fin de evitar que ella se convierta en un mártir. Después de un monólogo de Amon, dejó inconsciente a Korra, quien tuvo varias visiones que involucraban al Avatar Aang, Sokka, Toph, y un hombre misterioso en lo que parecía ser una sala de tribunal. Cuando recobró el conocimiento, Tenzin estaba corriendo hacia ella, quien lo confundió momentáneamente con Aang. Después de contar lo que pasó, Korra rompió en llanto y finalmente admitió que tenía terror de Amon y que no sabía qué hacer al respecto.

Temas románticos Editar

Korra y Bolin riendo.png

Korra y Bolin divirtiéndose en su cita.

Cuando Korra conoció a los Hurones de Fuego, tuvo problemas para impresionar a Mako, pero Bolin siempre la alentó. Sin embargo, después de que Korra ayudara a los Hurones de Fuego a ganar, Mako estaba genuinamente impresionado por la victoria, felicitó Korra y comenzó a respetarla. Cuando Bolin fue secuestrado, Korra insistió en ayudar a Mako encontrar a su hermano. Mientras ellos estaban en busca de Bolin, Mako le contó a Korra de cómo fue testigo del asesinato de sus padres a manos de un Maestro Fuego y que había estado cuidando de su hermano desde entonces. Cuando Korra se encontraba en un banquete ofrecido en su honor, ella se molestó al saber que Mako había llegado con Asami, lo cual no dejo muy felíz a Korra y comentó como Mako nunca había mencionado a Asami antes. Después de un encuentro con Amon y sus bloqueadores chi, Korra tomó un descanso de grupo de trabajo Tarrlok para prepararse para el Torneo. Sin embargo, sus sentimientos por Mako crecían, y menudo se puso celosa de la relación de Asami con él. Korra negó los avances de Bolin hacia ella, negando sus solicitudes para pasar tiempo juntos, poniendo la excusa de que debía volver al Templo Aire de la Isla para continuar su entrenamiento con Tenzin. Más tarde habló con Jinora e Ikki, con la esperanza de que le dieran consejos sobre cómo acercarse a Mako. Pema escuchó la conversación y le dijo a Korra que debía ser honesta con Mako.

Lobo múrcielagos enfrentandose a Korra.png

Los Lobo murciélagos frente a Korra y Bolin.

Después que Korra y los Hurones de Fuego obtuvieran una victoria rápida en la primera ronda del torneo, siguió el consejo de Pema y confesó sus verdaderos sentimientos a Mako. Sin embargo, él la rechazó, diciéndole que estaba con Asami y no la veía de la misma manera. Al ver a Korra deprimida, Bolin volvió a invitarla a salir, y esta vez, ella aceptó, lo que molestó a Mako y no pudo ocultar sus sentimientos de celos . Los dos disfrutaron de una cena en el Restaurante de Fideos de Narook, pero fueron interrumpidos por Tahno, que trataba de provocar una pelea. Bolin le dijo a Korra a que hiciera caso omiso de las palabras de Tahno, advirtiéndole que hacerle daño fuera de la arena resultaría una expulsión de los Hurones de Fuego del torneo. Prestando atención a la advertencia, Korra llamó a Naga en cambio, que intimidó Tahno con un fuerte rugido. Después de esta pequeña interrupción, los dos continuaron su noche juntos, disfrutando de bebidas en un bar y disfrutando de la vista panorámica de la Ciudad República en la noche desde lo alto de una torre.

Korra discutieno con Mako.png

Korra discutiendo con Mako.

Cuando Korra llegó al estadio la noche siguiente, Mako estaba esperando, le preguntó qué tipo de juego que estaba jugando con Bolin, y la acusó de usarlo para vengarse de él. Korra de inmediato vio que Mako estaba celoso. Sin embargo, cuando le dijo a Mako que sea honesto y admitiera que le gustaba, los dos tuvieron una discusión, que casi les costó el próximo partido.

Korra fue abordada por Mako después del partido, quien admitió que no había sido honesto con ella. Explicó que sí tenía sentimientos por ella, pero que estaba confundido debido a su relación con el y Asami. Korra besó impulsivamente a Mako, quien devolvió el beso. Pronto se dieron cuenta de que Bolin estaba cerca, quien empezó a llorar y salió corriendo. Ella fue culpada por Mako por romper el corazón de Bolin.

Al día siguiente, comenzaron las semifinales contra los Buitres Abejas. Los problemas románticos en el grupo presentaron un problema grave durante el partido que desenfocó a los miembros del equipo. Frustrada, Korra maltrató innecesariamente al Maestro Fuego del equipo contrario con Agua Control, lo cual hizo que se le presentara el abanico amarillo. Al inicio de la tercera ronda, tras haber perdido las dos primeras rondas, Korra trató de motivar a sus compañeros de equipo abatidos, sin éxito, a no darse por vencidos. Al ver que sus compañeros habían sido sacados del campo, se negó a renunciar, Korra luchó el partido de su vida sola, y, finalmente, aseguró un puesto en la final al eliminar a todos los miembros del otro equipo con un poderoso ataque. Posteriormente, el equipo hizo las paces, dejando sus problemas románticos de lado para dejar que la amistad prevalecerá. Korra fue felicitada más tarde por Asami por su victoria, y regresó este gesto de amabilidad con un agradecimiento sincero a ella ya su padre por la ayuda financiera.

Campeonato de pro-Control Editar

Korra oponiendose a la desicion del Consejo.png

Korra, con Bolin y Mako, intentando convencer al Consejo.

El día del partido final del Torneo, Korra, junto con Bolin y Mako estaban entrenando y se sentían en su mejor forma para las finales cuando escucharon una transmisión de radio de Amon. Después de escuchar las amenazas de "graves consecuencias" si el Consejo de la República Unida no se cerraba la Arena, los tres amigos se dirigieron al Ayuntamiento para convencerlos de no cancelar la final. Korra señaló que no podían ceder a las amenazas de Amon, sin embargo, fue en vano ya que el Consejo ya había acordado por unanimidad cerrar la Arena. Cuando Tarrlok estaba a punto de finalizar la sesión, la Jefe de Policía Lin Beifong destruyó el mazo con cables metálicos, y debido a su interferencia, los miembros del Consejo cambiaron de parecer y dejaron que el partido se jugara. Korra quería dar las gracias a Lin por su ayuda, pero fue completamente ignorada. Cuando se quejó con Tenzin sobre la actitud hostil de Lin, el le confesó que los problemas de Lin no eran con el Avatar, sino con él.

En el partido por el campeonato, los Hurones de Fuego se enfrentaron al equipo de Tanho. Korra estaba disgustado por la arrogancia de Tahno durante el partido, alegando que ella iba a "quitar el estúpido cabello de su estúpida cabeza". Con trampas y algo de ayuda de los árbitros sobornados, el equipo de Tanho estuvo a punto de ganar el partido en la primera ronda con un nocaut, pero Korra se las arregló para mantener su equipo en el juego. Sin embargo, cayó en el agua cuando arrojó Mako de nuevo en juego. La segunda ronda fue se decidió con un rompe-empates, y Korra de inmediato aprovechó la oportunidad de enfrentarse con Tahno, lo que resultó en una victoria fácil para el Avatar. Sin embargo, a pesar de este éxito, sus oponentes derrotaron a los Hurones de Fuego en la tercera ronda con un golpe ilegal.

Korra cayendo a la Arena.png

Korra cayendo al no poder controlar su vórtice de agua.

Al terminar el partido, Amon y sus aliados atacaron la Arena, y Korra, que todavía estaba en la piscina, fue inmovilizada rápidamente por el Teniente cuando tocó el agua con sus palos kali electrificados. Esto la dejó inconsciente, Korra tuvo otra visión de Aang combatiendo a alguien en el Estado Avatar con Toph junto a él. Cuando volvió en sí, ella y sus compañeros de equipo estaban atados a una de las vigas de soporte de la plataforma de arena, pero fueron liberados por Pabu, que los salvó al morder las cuerdas. Korra creó inmediatamente un vórtice de agua para dar caza a Amon y sus aliados que escapaban por el techo, aunque su remolino no pudo lograr que llegara hasta el techo, dejando a Korra en caída libre.

Korra luchando contra el Teniente.png

El Teniente luchando contra Korra en el techo de la Arena.

Con la ayuda de Lin Beifong, se las arregló para llegar a la aeronave y derribar al Teniente y un bloqueador chi antes de ser derribada por otros dos bloqueadores chi que bajaron por la cuerda. Una batalla entre los cuatro contra Korra y la asistencia de Lin, pronto se produjo en la cual Korra se centró principalmente en el Teniente, a quien se las arregló para desarmar y sacar del techo. Sin embargo, la tensión de la lucha era demasiado para cúpula de cristal de la arena, el cual cedió bajo los pies de Korra. Ella cayó, pero fue salvada por Lin. Después de que ella diera las gracias al jefe de la policía por el rescate, Mako, Bolin, y Tenzin se unieron a ellos y juntos vieron a Amon huir, dándose cuenta de que Ciudad República estaba oficialmente en guerra.

Vínculos IgualitariosEditar

Después del cierre de la Arena, Korra visitó a Mako y Bolin en el ático del edificio. Les dijo a los hermanos que no tenían que preocuparse sobre vivir en las calles otra vez, ya que Tenzin había accedido a que ellos vivieran en el Templo Aire de la Isla. Aunque se sintieron halagados por la oferta, le dijeron que Asami ya les había ofrecido un lugar para quedarse en la Mansión Sato. Korra, aunque incómoda con esto, no dijo nada y inventó una excusa para irse. Asami la detuvo e invitó al Avatar a visitarlos el día siguiente, invitación que Korra declinó al principio diciendo que tenía "cosas de Avatar" que hacer, pero, finalmente, fue convencida por Bolin.

Korra y Asami haciéndose amigas.png

Korra y Asami haciéndose amigas.

Cuando Korra visitó la Finca Sato al día siguiente, se encontró con Mako, Bolin, Asami, y Pabu divirtiéndose en la piscina. La anfitriona luego llevó al grupo a una pista de carreras y se ofreció a llevar Korra "a dar una vuelta", a lo que el Avatar aceptó con entusiasmo. Korra se sentó en el asiento trasero de un coche con Asami al volante, ya que compitió contra otro conductor, finalmente, ganando la carrera. Después de presenciar la asertividad de Asami y la habilidad detrás del volante, a Korra le agradó a Asami.

De vuelta en la mansión, Korra escuchó a Hiroshi Sato, hablando por teléfono acerca de la reciente investigación de la Corporación Col y el próximo "golpe". De inmediato salió de la mansión y se contactó con Tenzin y Lin Beifong, con la teoría de que Hiroshi podría estar trabajando con Amon. Los tres regresaron a la mansión e interrogaron al empresario. Después de conseguir el permiso de Hiroshi para buscar en la fábrica y almacenes de Industrias Futuro, Lin Beifong hizo que sus oficiales buscaran cualquier prueba que pueda vincular a Amon con Hiroshi. Sin embargo, no se encontró evidencia. Durante una búsqueda en uno de los almacenes, Korra recibió un mensaje de un trabajador, que pidió reunirse debajo de un puente. Ella informó inmediatamente a Tenzin y Lin, quien la acompañaron hasta el puente, donde el trabajador les informó que Hiroshi había fabricado las armas que los Igualitarios había usado en el ataque de la arena, y que estaba creando más armas nuevas para ellos en una fábrica oculta bajo su mansión.

Korra y el grupo enfrentando a las Nuevas Armas.png

Lin, Korra, Tenzin y los oficiales enfrentando un meca tanque.

Korra, Tenzin, Lin, y un número de agentes de policía volvieron a la casa de Sato en un dirigible, encontrando eventualmente un túnel bajo el taller de Hiroshi que conducía a la fábrica subterránea. Allí, el grupo descubrió que las nuevas armas eran meca tanques. Los tanques de repente se encendieron y la voz de Hiroshi podía ser escuchada procediendo de uno de ellos, y se Korra dio cuenta de que la confesión del informante había sido una trampa. Controlado por Sato y otros aliados de Amon, los tanques atacaron a los intrusos, fácilmente dominando y los derribando a los maestros dejándolos inconscientes. A medida que los Igualitarios cargaban los oficiales capturados en sus camiones, Mako y Bolin encontraron la fábrica y comenzaron a llevar a Korra, Tenzin y Lin fuera, pero fueron detenidos por Hiroshi. Asami y luego llegó a la fábrica y se enfrentó a su padre y el Teniente, lo que permitió al grupo a escapar de manera segura.

Mientras se dirigía hacia la ciudad de la República, Korra le dijo a Mako que tanto él, como Bolin y Asami estaban invitados a vivir en el Templo Aire de la Isla con ella y la familia de Tenzin.

Confrontando al Concejal Tarrlok Editar

Después que Mako, Bolin, y Asami se mudaran al Templo Aire de la Isla, Tenzin y Korra partieron para ver a Saikhan siendo designado como el nuevo Jefe de Policía. Una vez allí, el Avatar y el Maestro Aire hicieron frente a Tarrlok, cuestionando sus acciones, el concejal pidió que Korra reconsiderara unirse nuevamente a grupo de trabajo, a lo que ella se negó. Tarrlok a continuación, aludió a la falta de progresos en el entrenamiento de Aire Control del Avatar, que la llevó a preocuparse por su bloqueo de Aire Control y espiritual. Más tarde habló con Tenzin sobre el asunto, mencionando que estaba confundida acerca de las visiones que había tenido. Tenzin le aconsejó meditar sobre estas visiones, creyendo que el espíritu de Aang estaba tratando de comunicarse con ella.

Korra se siente un desastre como Avatar.png

Al no poder hacer Aire Control, Korra se sentía un fracaso como Avatar.

Después, cuando estaba llorando mientras miraba la estatua de Aang, sus amigos la encontraron y la animaron a seguir asegurándole que estaban con ella para cuidarle la espalda. En ese momentó se fundó el nuevo Equipo Avatar, y decidieron patrullar Ciudad República con el fin de protegerla de los Amon y sus aliados. Después de arrestar a varios prófugos que escaparon de prisión, Tarrlok enfrentó al equipo y les advirtió que se mantuvieran fuera de su camino. Más tarde, en una supuesta reunión Igualitaria en un barrio de la ciudad, Korra y sus amigos vieron un corte de energía importante en la zona, que resultó ser causado por Tarrlok y varios oficiales de policía de acuerdo con una nueva ley contra los no maestros. Los No Maestros de la zona pidieron ayuda a Korra, que enfrentó a Tarrlok sin éxito. Ella decidió intervenir y tratar de liberar a los inocentes, con gran disgusto del concejal, quien arrestó a todos los amigos de Korra. Más tarde esa noche, Korra y Tenzin hablaron con Saikhan en la sede de policía, pidiéndole que libere a sus amigos y a los No-Maestros, pero el Jefe se negó alegando que debían esperar.

Korra bajo el control de Tarrlok.png

Tarrlok usando Sangre Control en Korra.

Más tarde esa noche, Korra salió de la isla en Naga y se dirigió al Ayuntamiento, donde se enfrentó a Tarrlok respecto a sus acciones radicales. Él propuso que si estaba de acuerdo en trabajar con él, sus amigos serían liberados, pero el Avatar se negó y lo comparó con Amon, lo que enfureció al concejal, quien la atacó. Un duelo se produjo entre los dos. Korra parecía haber ganado el duelo cuando sacó al Concejal de su oficina y bajando a la sala de la reunión del Consejo con un ataque de Tierra Control, dejando a Tarrlok sin una fuente de agua. Sin embargo, al momento que ella preparaba dos explosiones de fuego en dirección a Tarrlok, él reveló su habilidad para controlar el cuerpo Korra con Sangre Control, arrojándola luego a través de la habitación, dejándola inconsciente. Ella tuvo otra visión de Aang, Sokka, Toph, y el mismo hombre desconocido, que ejercía Sangre Control sobre todos los presentes en la habitación mientras que Aang trataba de detenerlo. Cuando Korra despertó, se encontró atada en la parte trasera de un coche de policía, Tarrlok entonces le dijo que nunca volvería a ver Ciudad República de nuevo, porque se la iba a llevar donde nadie pudiera encontrarla.

Encarcelada y aislada Editar

Korra meditando.png

A través de la meditación, Korra descubre la verdad sobre Tarrlok.

Tarrlok llevó a Korra a las montañas y la encerró en una pequeña caja de metal en el sótano de una choza pequeña. En el contenedor, Korra decidió meditar sobre sus visiones anteriores y, finalmente, se conectó con Aang, ya que tuvo más visiones de Aang luchando contra un poderoso Maestro Sangre, un criminal llamado Yakone. Durante un juicio en el que fue encontrado culpable, él ejerció su habilidad sobre toda la corte dejándolos inconscientes, y forzando a Toph a que lo liberara de sus esposas. Yakone escapó, pero Aang entró en Estado Avatar y persiguió a Yakone, donde lo acorraló, y despojó al Maestro de sus capacidades de Control. Korra se dio cuenta de que Aang estaba tratando de advertirle acerca de Tarrlok y su relación con Yakone. El concejal luego regresó a la "prisión", donde finalmente admitió que Yakone era su padre y que ahora dejaría a la Ciudad República con Korra como su rehén.

Antes que nada pudiera suceder, la choza fue invadida por Amon. Korra escuchó a Tarrlok ser despojado de su Control, quien ordenó a sus bloqueadores chi que electrocutaran la celda de Korra. Korra ingeniosamente tomó una de las bandas de sus brazos y envolvió uno de los extremos alrededor de una de las barras de metal en la parte superior de la caja y se aferró a la tela. Aunque recibió una descarga eléctrica, esta fue muy leve, lo que le permitió mantenerse consciente. Se escapó de la caja, eludiendo secuaces de Amon y finalmente escapó. Ella se deslizó por una pendiente nevada y tropezó a toda velocidad con una rama, que la golpeó con un árbol. El golpe la dejó inconsciente, pero Naga la descubrió y la llevó a casa.

Korra siendo cargada por Mako.png

Mako cargando a Korra en brazos.

Caminaron por el bosque hasta que llegaron a Ciudad República, donde Naga vagaba por las calles. El Equipo Avatar - junto con Lin y Tenzin - finalmente la encontró, después de haber oído los aullidos de Naga, mientras buscaban a Korra en Oogi. Mako, visiblemente preocupado por Korra de antemano, le dijo a todo el mundo, que le dieran un poco de espacio abriéndose camino entre Lin y Tenzin, que estaban alrededor de Korra, y la levantó, acunando el Avatar en sus brazos. Él la puso sobre Oogi, corriendo el pelo de su cara mientras le aseguraba, "Ahora estás a salvo." Ella le devolvió la sonrisa, feliz de estar cerca de él nuevamente. El Equipo Avatar, Lin, y Tenzin luego volaron a su casa en Oogi, aliviado de que el Avatar estaba sano y salvo.

Caída de Ciudad República Editar

Después de haber sido encontrada, Korra fue llevada de vuelta al Templo Aire de la Isla por el resto del Equipo Avatar, Lin y Tenzin. A medida que Korra se recuperaba de la terrible experiencia, Mako se mantuvo a su lado e incluso sostuvo la mano de Korra, mientras que Asami veía en secreto desde la puerta. Poco después, el Equipo Avatar, Lin y Tenzin disfrutaron de una comida con Pema y los niños. Después de comer un poco, Korra admitió que los alimentos de Pema estaban empezando a hacerla sentir como ella otra vez. Tenzin, a continuación, la animó a contar su historia. Korra explicó que Tarrlok era hijo de Yakone, sorprendiendo tanto a Lin como a Tenzin. Cuando le preguntaron cómo había escapado de Tarrlok, Korra respondió que Amon había aparecido de la nada, despojó de su Control a Tarrlok, y lo capturaron. También contó cómo estuvo a punto de ser capturada también. Tenzin, expresó su temor de como Amon se estaba convirtiendo en una figura intocable que secuestraba un concejal y casi la capturando al Avatar. Entonces le dijo al grupo que tenía miedo de que Amon estuviera empezando a ejecutar su juego final.

Korra luchando contra un tanque.png

Korra atacando un Meca Tanque con Agua Control.

Al día siguiente, Amon y sus aliados comenzaron un ataque en Ciudad de la República, a partir de la captura de todos los miembros del consejo, con la excepción de Tenzin, que fue capaz de defenderse de sus atacantes. Al ver la devastación desde la isla, Korra y sus amigos viajaron a la ciudad con la esperanza de ayudar en la batalla contra sus enemigos. Usando el Satomóvil de Asami, condujeron a la comisaría donde Tenzin estaba siendo capturado. La banda derrotó a los Meca-Tanques, evitando la captura del Maestro del Aire Control.

Al ver una nave acercándose al Templo Aire de la Isla, Tenzin y el Equipo Avatar viajaron en Oogi y llegaron a la isla. Una vez que lograron repeler a los atacantes con éxito, Tenzin ordenó la evacuación de la isla a sabiendas de que más aeronaves no tardarían en llegar. Tenzin le dijo Korra que se escondiera y fuera paciente, por el momento, prometiéndole que volvería al garantizar la seguridad de su familia. Él le aseguró que las Fuerzas Unidas no tardarían en llegar y ayudarían a equilibrar las fuerzas contra la amenaza que se cernía sobre la ciudad. Korra estuvo de acuerdo y dejó la isla con Mako, Bolin, y Asami sobre Naga. Luego huyeron a Ciudad República, donde ella y el resto del Equipo Avatar se ocultaron en una tubería de agua aislada. Allí, Korra tristemente contempló el Templo Aire invadido hasta que Mako le dijo que tenían que mantenerse en movimiento. A continuación, puso su brazo alrededor de Korra, y la guió por la tubería.

Poco después, la comunicación que Tenzin había enviado a las Fuerzas Unidas se recibió, informando que la ciudad había caído bajo el control de Amon. Una gran fuerza había sido enviada para ayudar a la ciudad, encabezado por el General Iroh. Iroh le dijo a su subordinado que respondiera que sus fuerzas llegarían en un plazo de tres días, y que esperaba recuperar la ciudad, juntos.

Derrota de Amon Editar

Korra y Mako compartiendo sus sentimientos.png

Mako y Korra hablando sobre sus sentimientos por el otro.

Mientras se escondía dentro del sistema de alcantarillado de la ciudad, Korra y Mako robaron uniformes de bloqueadores chi y se infiltraron en varias reuniones equalistas para estar al día sobre los movimientos de Amon. Korra estaba cada vez más inquieta y agitada por ser tildada de cobarde por "huir", diciendo que debería volver allí y "golpear algunas cabezas", pero Mako le aconsejó ser paciente, asegurándole que cuando el General Iroh llegara "Amon sería el que huiría". Después de dejar el discurso de Hiroshi, los dos se reunieron con Bolin y Asami, y cenaron con Gommu. Más tarde esa noche, cuando ninguno de los dos podía dormir, Mako le dijo a Korra que debido a todo lo que había sucedido, no podía imaginar su vida sin ella. Él continuó diciendo que Korra era la persona más leal, valiente y desinteresada que había conocido. Sintiéndose halagada y correspondiendo sus sentimientos, Korra sugirió que descansaran un poco antes de que las Fuerzas Unidas llegaran por la mañana.

Cuando el General Iroh se acercaba a la ciudad, la flota de las Fuerzas Unidas fue destruida rápidamente por unas nuevas aeronaves de alta velocidad. Korra saltó al agua para ayudar a las naves. Ella y la flota trataron de defenderse de los biplanos, pero fue en vano. Sin embargo, en el agua, ella pudo desviar torpedos para destruir un biplano y usó un témpano de hielo para destruir una de las alas de otro. Se las arregló para rescatar a Iroh de su caída en el océano y él le dio las gracias por haberle salvado la vida. Korra trató la quemadura del Iroh en el campamento, quien expresó que con los biplanos alrededor sería imposible para la flota de refuerzo recuperar la ciudad. Con la ayuda del grupo, Iroh dedujo la ubicación de la pista de aterrizaje, y todo el mundo se dispuso a salir. Korra, sin embargo, se negó a ir, ya que creía que era su deber permanecer en la ciudad y hacerle frente a Amon. Mako decidió acompañar a Korra, mientras Iroh, Bolin y Asami se encargaban de destruir las aeronaves. Iroh no estaba dispuesto a dejar que Korra fuera, pero recordó que su abuelo, Zuko, confiaría en los instintos del Avatar, por lo tanto, él también lo haría. Korra y Bolin se abrazaron despidiéndose, y se fue con Naga.

Korra y Mako descubren la verdad.png

Korra y Mako descubren la verdad sobre Amon.

Korra y Mako volvieron al Templo Aire de la Isla con la esperanza de emboscar a Amon, pero en su lugar, encontraron a Tarrlok. El ex concejal le dijo Korra y Mako que él y Amon eran hermanos. Él procedió a contarle su infancia, y que Amon era en realidad un Maestro Sangre muy poderoso. Korra se dio cuenta de que tratar de emboscar a Amon directamente sería una idea horrible. En cambio, ideó un plan para exponerlo como un Maestro en frente de sus seguidores, a sabiendas que la Revolución se derrumbaría si lo hacía. Los dos se fueron a la manifestación de Amon en la antigua Arena de Por-Control, sin que Tarrlok se disculpara co Korra por sus acciones, pidiendo que detuvieran a Amon y así "poner un fin a esta triste historia". Korra quiso liberar a Tarrlok, pero él se negó, diciendo que su hermano se daría cuenta de que estuvieron con él.

Una vez que Korra y Mako llegaron a la Arena, el Avatar le dijo a los seguidores de Amon que era realmente un mentiroso, que su nombre real era Noatak, que era un Maestro, el hijo de Yakone y hermano del Concejal Tarrlok. Sin embargo, Amon dio la cara y mostró sus "cicatrices", por lo que sus seguidores pensaron que Korra estaba era quien mentía. Korra se quedó estupefacta y Mako sugirió que escaparan. Amon invitó a Korra a quedarse y mirar el evento principal, y reveló que había capturado a Tenzin y su familia. Korra se angustió, pidiéndole a Amon que dejara ir a los últimos Maestros Aire. Mako disparó un rayo en dirección a Amon, que apenas esquivó el ataque. Mako y Korra usaron Fuego Control para impulsarse hacia el escenario, liberar a Tenzin y su familia, y escapar hacia el corredor.

Korra sin sus poderes.png

Debido a la Sangre Control de Amon, Korra pierde sus poderes y se ve indefensa.

Mientras que Tenzin y sus hijos escapaban para salvar a Pema y Rohan, Mako y Korra se retiraron y escondieron en una de las salas de práctica. Amon los persiguió y usó Sangre Control en Korra. Mako trató de detenerlo, pero fue sometido también. Korra posteriormente fue despojada de sus capacidades de Control, mientras que Mako observaba el evento con horror y rabia. Korra intentó ponerse de pie y luchar contra Amon, pero estaba demasiado débil y se derrumbó. El líder de la revolución se acercó a Mako, con la intención de eliminar también su Control. Sin embargo, Mako atacó a Amon con un relámpago, liberándose del agarre de este último. Mako cogió a una Korra apenas consciente, que débilmente se lamentó de haber perdido su Control. Amon se recuperó rápidamente y siguió a Mako, ejerciendo control sobre su sangre una vez más preparándose para eliminar su Fuego Control. Sin embargo, en el último momento, Korra reaccionó instintivamente para defender Mako y derribó a Amon con una ráfaga de aire.

Amon fue sorprendido por el Aire Control de Korra, aunque ella misma estaba muy sorprendida por sus nuevas habilidades. Ella empezó a lanzar golpes de aire contra Amon, que fue incapaz de recuperar una posición firme. Amon pudo ejercer Sangre Control en Korra otra vez pero ella se liberó de su técnica y las arregló para expulsar a Amon por una ventana, quien cayó en el agua. La máscara de Amon se soltó de su cara y sus "cicatrices", que eran solamente el maquillaje, se desvaneció en el agua. Como Amon a punto de ahogarse, él utilizó su Agua Control para impulsarse fuera del agua instintivamente frente a la multitud, que se desilusionaron después de que sus mentiras quedaron al descubierto. Amon huyó de la batalla, después de haber perdido el apoyo de sus seguidores, mientras que Mako trataba de detenerlo sin éxito. Mako abrazó Korra, que aún estaba débil por la pérdida de su Control.

Avatar Korra Editar

Mako y Korra se reunieron con Bolin, Tenzin y su familia, Lin, Asami y también Iroh en el Templo Aire de la Isla y observaron como el Comandante Bumi llegaba con el resto de la flota. Tenzin elogió Korra por salvar a Ciudad República, pero ella estaba angustiada tanto porque Amon se había escapado y porque su identidad como Avatar había quedado corrompida.

Todos, menos Iroh y Bumi, acompañaron a Korra a la Tribu Agua del Sur, donde se reunió con sus padres y Katara. A pesar de sus mejores esfuerzos, Katara no pudo reparar el bloqueo que mantenía Korra sin Control sobre los otros tres elementos. Una triste Korra salió de la otra habitación y, a pesar de las garantías de sus amigos y familiares de que las cosas estarían bien, salió diciendo en voz baja que no lo estarían.

Al ver que Korra no se sentía bien y que necesitaba a alguien, Mako la siguió, con intención de consolarla. Con triste hostilidad, Korra le dijo que regresara a Ciudad República, diciendo que, como ella ya no era el Avatar, Mako no le debía ningún favor. Mako le dijo que no le importaba si ella era el Avatar o no, y explicó cómo "se volvió loco" cuando fue secuestrada por Tarrlok porque tenía miedo de que él "nunca la vería de nuevo". Le dijo a Korra que la amaba, pero ella estaba demasiado inmersa en frustración y desesperación como para decir lo mismo, tanto es así que se escapó en Naga, llorando.

Korra llorando.png

Korra en su peor momento, por la perdida de sus poderes.

Korra salió corriendo hacia el borde de la tundra, con vista al océano y se desplomó. Ella comenzó a llorar desconsolada cuando vio a un hombre con traje de Nómadas Aire detrás de ella. Suponiendo que se trataba de Tenzin, ella le dijo que se fuera, pero el hombre respondió: "Pero tú me llamaste". Al darse la vuelta, Korra descubrió que el hombre era el Avatar Aang, proclamando el fin de su incapacidad para conectarse con los espíritus de los Avatares anteriores.

Aang restaurando el Control de Korra.png

Aang restaurando el Control de Korra a través de la Energía Control.

Korra se sorprendió al ver a Aang, quien le dijo que por fin se había conectado con su "yo" espiritual. Cuando Korra le preguntó cómo, Aang le dijo: "Cuando llegamos a nuestro punto más bajo, estamos abiertos al mayor cambio". Todas las anteriores encarnaciónes del Avatar aparecieron detrás de Aang, quien entonces utilizó Energía Control para restaurar el Control de Korra. A medida que sus vidas pasadas se desvanecían, Korra entró en el Estado Avatar y controló los cuatro elementos por primera vez. Cuando salió del Estado Avatar, se dio la vuelta y vio de pie a un asombrado Mako cerca de Naga. Él le sonrió cálidamente y se acercó a ella. A cambio, ella corrió a sus brazos y lo besó, finalmente, reafirmando su amor hacia él.

Korra y Mako volvieron con sus amigos y familiares. Ella usó la Energía Control, restaurando la Tierra Control de Lin Beifong en un templo. Todo el mundo vio con asombro y admiración como Lin levantaba varias piedras grandes, lo que confirmó que el Control de Lin había regresado. Ella le agradeció a Korra y Tenzin se acercó a ella, diciendo que estaba orgulloso de ella y llamándola "Avatar Korra".

Véase tambiénEditar

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar